martes, 8 de mayo de 2018

Nueva Resolución potenciará lo dispuesto para garantizar la protección al consumidor

Con el propósito de potenciar lo hasta ahora dispuesto respecto a la protección al consumidor, próximamente entrará en vigor en nuestro país, la Resolución Extraordinaria número 54 del 2018.

La normativa decreta indicaciones para la organización y ejecución de acciones, en pos de proteger los derechos de los clientes en el sistema de comercio interior, pues, la ley decretada  en enero de mil 960 y las demás  disposiciones al respecto, se encontraban desactualizadas.

Ello inducía al incremento de las violaciones de nuestros derechos, muy a pesar de las estrategias aplicadas por las administraciones de organismo o entidad estatales, para erradicar las arbitrarias infracciones.

La nueva Resolución aprobada por el Ministerio del Comercio Interior concibe aspectos que deberán cumplir las personas naturales y jurídicas que realizan actividades de comercio relacionadas con la venta de mercancías, servicios técnicos y personales, así como gastronomía y alojamiento, independientemente de su subordinación o no al MINCIN.


Como es de suponer, las indicaciones publicadas el pasado 4 de mayo, en la Gaceta Oficial y que se harán efectivas a inicios del próximo mes, generan grandes expectativas ya que  están dirigidas a favorecer, en mayor cuantía, la protección al consumidor.

En ellas se refrenda la responsabilidad de los proveedores en la inviolabilidad de los derechos de los clientes y regula un grupo básico de ellos.

Por ejemplo el de recibir productos y servicios con la calidad requerida, la posibilidad de mantener una adecuada relación entre cantidad-calidad y costo, comprobar el peso del producto adquirido y que se muestren en un lugar visible los precios.

Por el momento solo nos resta esperar a la entrada en vigor de la nueva Resolución y que la Dirección de Comercio en la provincia haga valer todo lo que el documento oficial dispone para acabar de una vez y por todas con el disgusto popular por el incumplimiento de los ciclos planificados para los surtidos de la canasta familiar normada.





























































Quizás así, las insatisfacciones por el faltante en la distribución normada del pollo y en la entrega de carne por Dietas Médicas sean menos, a partir de entonces.

viernes, 27 de abril de 2018

Los niños deben vivir a plenitud la infancia

El video en la red social Facebook, más que agradable, resultaba provocativo, incluso insultante. La niña, de apenas dos años, bailaba reggaetón de una manera atrevida, con movimientos impropios para su edad.

Sin embargo, lo más preocupante de lo que se mostraba en Internet, era la manera en que los mayores -incluidos los padres- celebraban a la pequeña, violentando su inocencia, de la manera más vulgar.

Lástima que publicaciones similares vayan ganando like, sin que alguien perciba el riesgo, en tiempos en los que -más de un caso- ha mostrado que el instinto animal del hombre, pude llegar a ser perverso.

Por otra parte las manifestaciones inadecuadas, que incluyen palabras obscenas, gesticulaciones excesivas, faltas de respeto a los adultos y otros sucesos semejantes, se  aplaudan como si fuera una simple gracia.

Los niños van creciendo y desatinos como los descritos, repercuten de manera negativa, en su educación y cuando ya no son tan pequeños, lo cómico resulta detestable y comienzan los problemas en la escuela y en el entorno social.

Por esta elemental razón, la familia tiene la responsabilidad de orientar de manera correcta a niñas y niños, desde edades tempranas, para que se parezcan a su tiempo, para que vivan a plenitud esa hermosa etapa que es la infancia.

Hoy muchas personas, por lo general los abuelos, evocan con añoranza -en sus menospreciados sermones- aquellas sanas maneras de esparcimiento; pero al ser desoídos, nada se hace por  rescatar los juegos infantiles de antaño, que estimulaban el conocimiento, preservaban la candidez y provocaban enorme alegría.

Es inadmisible que existan familias con comportamientos tan irracionales, al punto de exponer de manera tan indecorosa la inocencia de sus hijos.

miércoles, 14 de marzo de 2018

Consagrada labor la del periodista

“Tiene la prensa periódica altísimas misiones. Es la una explicar en la paz y en la lucha fortalecer y aconsejar”. Con esta frase expuso nuestro héroe nacional el compromiso que deben asumir los profesionales de la Prensa.

Y por ser Martí un hombre de su tiempo y de todos los tiempos, ese razonamiento, no solo cobra valor, sino que se perpetúa como doctrina esencial de la labor periodística.
Una labor catalogada por Alejo Carpentier, como “maravillosa escuela de vida”.

Un periodista es un educador, un formador de futuro. Habilidoso descubridor de realidades, en ocasiones elogioso, muchas veces enjuiciador; pero siempre, un profesional comprometido con su encargo social; atento a las necesidades del pueblo y quien pone todo su empeño en describir cada hecho de manera fiel, exacta.

Entre los grandes retos que asumen, está el de afrontar la poca sensatez con que algunas fuentes - entiéndase directivos de diversos organismos - valoran la labor periodística.
La prensa no es enemiga, es aliada y es preciso que se comprenda mejor su papel.

La experiencia ha demostrado que una estrategia de respuesta inteligente por parte de las entidades, puede convertir la crítica en resultado positivo, pues mejora la imagen e incrementa  la confianza de clientes, usuarios o consumidores.

El desafío está impuesto y en días como hoy, en los que se evoca, la creación del periódico Patria, los facilitadores de ese bien público que es la información, reafirman el compromiso de continuar defendiendo la verdad.

Siempre bajo el principio fundamental de la ética, los periodistas pinareños continuarán su labor investigativa para dar curso a cada acontecimiento y contribuir así a la construcción de una sociedad mejor.

“Sólo quien sabe de periodismo, y de lo costoso del desinterés, puede estimar de veras la energía, la tenacidad, los sacrificios, la prudencia, la fuerza de carácter que revela la aparición de un diario honrado y libre”. Así definió el más universal de todos los cubanos tan consagrada labor.

viernes, 2 de marzo de 2018

Mi voto por la Patria


     
                     

La tendencia falaz al cuestionamiento de toda política surgida en Cuba, después del triunfo revolucionario no es noticia, ni para los residentes nacionales, ni para aquellos -que por motivos diversos- viven fuera de la Isla.

Y aunque algunos se muestran reacios al sistema que rige nuestro destino, desde hace 59 años; la mayoría de la sociedad civil cubana acepta, aprueba; incluso defiende este proyecto social.

Proyecto que se ha desarrollado a lo largo de los años con métodos inclusivos, como el sistema electoral, institucionalidad que tomó forma en mil 976 y fue promotora de la participación popular.

En ese año se llevaron a cabo los primeros comicios en la Revolución, en los cuales se eligieron los dirigentes a las asambleas municipales del Poder Popular.

Desde entonces, los ciudadanos podemos seleccionar, postular, elegir y revocar a nuestros representantes. Se trata de un derecho constitucional sustentado sobre normas legales, muy diferentes al de otros sistemas.

Precisamente, en ejercicio de ese derecho, el próximo 11 de marzo, como parte de la segunda etapa de las elecciones generales en Cuba, más de 400 mil pinareños mayores de 16 años, ejerceremos nuestro voto de manera directa, secreta y voluntaria.

En esta ocasión, por los que mejores condiciones tienen para representarnos; unos como delegados a la Asamblea Provincial del Poder Popular y otros como diputados al Parlamento. Todos con la aprobación del pueblo.

Pero, evidentemente, el sistema electoral, no escapa a las severas críticas, las que por estos tiempos se tornan cada vez más provocadoras, por parte de aquellos que se hacen juicios banales.

Cuestionar es cosa fácil para esos que -en cualquier país del mundo y bajo cualquier dogma- se muestran conformes con    procedimientos como los estipulados en Estados Unidos, “paladín de la verdadera democracia” donde en las últimas elecciones destacaron el clima de tensión política y la más baja aceptación popular hacia los candidatos en toda la historia de ese país.

Allí donde hoy, un ser excéntrico tachado de racista, machista, xenófobo, belicista, entre muchos otros calificativos, gobierna a fuerza de caprichos. Donde una minoría aplaude sus desatinos y las multitudes lamentan los votos a su favor.

Si quienes nos critican, es a ese absurdo al que nos convidan, lamentablemente se verán frustrados cuando este 11 de marzo el pueblo de toda Cuba dé al mundo, la más contundente demostración de democracia participativa.